sábado, 30 de mayo de 2015

De aquellos polvos, estos lodos...

Preparando un examen me he encontrado un par de citas que me han hecho reflexionar un poco sobre la historia del periodismo en nuestro país. Todas están extraídas del libro Cuatro siglos de periodismo en España, De los avisos a los periódicos digitales de María Cruz Seoane y María Dolores Saiz publicado por Alianza Editorial. Son frases que reflejan un siglo XX marcado por dos dictaduras y una transición que se niega a dar sus últimos coletazos (¿os acordáis cuando de niños pagábamos las golosinas con aquellas monedas doradas con la cara de Franco y con aquellas plateadas con un águila imperial?).
Suele ser el periodismo refugio de fracasados en la literatura, hospital de inválidos de otras carreras, o camino por donde marchan en carrera desenfrenada las ambiciones políticas.
Alejandro Lerroux en 1901. Más adelante sería presidente del gobierno. 
Crear periodistas desde las aulas se nos antoja tan peregrino como hacer poetas desde una clase de Retórica o novelistas desde una empresa editorial [...]. Si por añadidura se pretende instituir con la escuela el título de periodista, entonces el proyecto puede llegar no sólo a lo absurdo, sino a lo grotesco.
Este es un editorial del diario ABC de 1928. 
De modo que, en 1929, un periódico podía declararse partidario de la república, pero no referirse al terrible calor que hacía en Andalucía, para no comprometer el éxito de la Exposición de Sevilla.
Las autoras del libro comentando las "curiosidades" de las leyes de censura de la Dictadura de Primo de Rivera. 
Soy un veterano y viejo periodista, porque he sido corresponsal de guerra y he fundado periódicos y es a las hojas de estos periódicos a las que he aportado siempre mis ideas para transmitirlas a mis conciudadanos.
El dictador y periodista Primo de Rivera durante el banquete del V Congreso de la Prensa Latina celebrado en julio de 1927 en Madrid. 

Esta España y este periodismo nuestro en el que las citas, los chistes y las noticias siguen estando vigentes, da igual que se escribieran hace cien años, o dentro de cinco minutos. Con la excepción de Sálvame, claro.

viernes, 29 de mayo de 2015

Zamora is different

Perdonad que me salga de la tónica comiquera habitual de este blog (si es que tiene una tónica habitual, porque habitual aquí, como habréis podido comprobar los pocos suscritos, no hay nada). Pero el cuerpo me pide que hable de política, de Zamora, y de cómo cambian o pueden cambiar las cosas. Y como este es el único sitio que tengo para escribir un texto largo que no lleve la marca de un fanzine colaborativo en el que participan varias decenas de personas que podrían tener otra ideología, pues os lo cuento aquí y os apañáis. Vaya por delante que yo desde pequeñito siempre he sido un poco rojeras, por si alguno cree que eso le hiere su sensibilidad o le hace sacar la bilis, pues que no siga leyendo.

Los compañeros de Baltasar y Franco celebran el resultado de las elecciones con este dibujín.
Francisco Guarido será el próximo alcalde de Zamora. También será el único alcalde de Izquierda Unida de una capital de provincia tras las elecciones del pasado domingo. Guarido ha sido concejal de IU Zamora desde 1999, pero en los últimos días podríamos decir que se ha convertido en una estrella de la política. A ratos incluso casi a nivel nacional. Da entrevistas a medios nacionales, y se le menciona de pasada en todos los noticiarios cómo si se tratase de una extraña anomalía en la genética democrática española, que parece la excepción que confirma la regla de la agonía de su partido.

Paco Guarido es ordenanza (lo que los alumnos mal-llamábamos conserjes) de un instituto público aunque ahora, y por razones obvias, tiene una excedencia. Le gusta Rosendo como a buen izquierdoso de cierta edad que vivió los 80. Es un hombre de rutinas. Se levanta todos los días con un mismo objetivo: leerse todos los papeles del ayuntamiento de pé a pá, para buscar inconsistencias, verdades a medias y locuras manifiestas. Con ello redacta un comunicado que todas las mañanas del año (menos algún que otro día que se toma de vacaciones) y lo envía a todos los medios de la ciudad y a todos los ciudadanos preocupados que alguna vez le hemos solicitado estar suscritos a esa famosa lista de correo, yo mismo lo estuve cuando tenía 13 o 14 años y desde entonces ha llovido bastante. Él dice que enviaría muchas más informaciones, pero sabe que las saturadas bandejas de entrada de los periodistas no lo permitirían. Entiende que los ciclos de noticias, incluso en las ciudades pequeñas, funcionan como funcionan, y por muy relevante que pueda ser la información, no siempre llega los ciudadanos. Pero eso no le desanima. Los fines de semana, además, se patea la ciudad de arriba a abajo. Visita todos sus barrios, habla con cualquiera de los ciudadanos que se le acerque, compartiendo sus inquietudes y escuchando sus propuestas. Pasea siempre armado con una libreta en la que apunta cualquier desperfecto que vea o cualquier idea que tenga o que le den, y una cámara fotográfica con la que captar pruebas, habitualmente, de la mala gestión del Partido Popular. Prometió en campaña que esto no cambiaría si llegaba a la alcaldía, que la única diferencia sería que también llevaría los números de teléfono de los servicios públicos y la policía municipal en la agenda del móvil, para poder actuar con tanta celeridad como fuera necesario. Este, según él, es uno de los rasgos más importantes de un buen alcalde.
Cuando le preguntan sobre los problemas más urgentes que tiene la ciudad, como los muchos contratos caducados del ayuntamiento, lo primero que responde es "Qué marrón". No se anda con tonterías y es bastante consciente de que los zamoranos no se lo perdonarán si mete la pata. Durante varias legislaturas ha trabajado "gratis total" como él dice, con un gran equipo detrás apoyándole desde su partido, y nada indica que eso vaya a cambiar ahora.
Cuando se repasan sus entrevistas, sorprende ver que nunca ha tenido una mala respuesta, un encaramiento o una falta de respeto para el partido en el poder o sus representantes en las instituciones. Es llamativo porque son los mismos representantes que le han denunciado y se han querellado contra él en los tribunales, que han ejercido una campaña de desprestigio y que le han atacado personal y políticamente y vilipendiado públicamente siempre que ha sido posible. Es más, entiende que estar en la oposición es tocar las narices a quien manda, y es consciente de que a él se las tocarán incluso más ahora que le toca asumir la dirección de un gobierno. Pero no se amilana ante el reto y asegura que les tratará con mayor decencia que la que recibió él. Parece que es una de esas pocas personas que llevan a cabo la máxima de trata a los demás como quieras que te traten a ti.
Francisco Guarido no ha querido cambiar el mundo desde el ayuntamiento de Zamora. Tan solo cambiar Zamora y hacerla mejor con los recursos de los que disponía. Y ahora desde la alcaldía.
Guarido no quería cambiar el mundo pero, sin duda, va a cambiar el mundo de los zamoranos.

En esta foto robada con total impunidad a Javier de la Fuente de La Opinión de Zamora vemos la sede de IU disfrutando de su mejor resultado electoral hasta la fecha en contraste con la imagen viral de Paco Frutos en Madrid.


Zamora, una de las ciudades bastión de la derecha más rancia, pocha y heredera del franquismo tendrá un alcalde abiertamente comunista. Una ciudad claramente homófoba tendrá plan contra la discriminación por razón de sexo u orientación sexual en centros escolares y laborales. Una ciudad que cree que machismo es solo pegar a tu mujer y en la que el acoso callejero es el pan de cada día de muchas jóvenes tendrá una concejalía de la mujer. Una ciudad que se dice "sin distancias" y en la que todo el mundo coge el coche (tuneado) hasta para ir a por el pan se planteará una mejora del transporte público y la inclusión de la bicicleta y quizá un carril bici en el centro de la ciudad. La ciudad semanasantera y católicopracticante por excelencia (nuestras leyendas y folclore se basan en vírgenes, santos y obispos con superpoderes) tendrá un alcalde que por primera vez no hará el estúpido paripé de jurar tonterías ante ídolos de madera, ni saldrá desfilando detrás de ninguna procesión, por muy tradicional que sea. Esto, en el siglo XXI no debería ser sorprendente, y aun así lo es.

Trazar el perfil de Zamora es mucho más difícil, claro. 

Zamora es una ciudad gobernada por esa rancia derecha que se enorgullece de su pasado y de ese sentido patrimonialista de las instituciones que les ha llevado a aferrarse a las sillas, los cargos, la diputación y los ayuntamientos de toda la provincia, como si cual horrocruxes fuesen a perder una parte de su alma si los dejasen escapar. Dos décadas de gestión ininterrumpida del Partido Popular evitan que estos puedan defender los errores cometidos hablando de herencia recibida y de la mala gestión de sus precursores. Antonio Vázquez es la herencia recibida de Rosa Valdeón y la propia Valdeón ha sido una mala gestora para si misma.
Zamora es una ciudad asolada, más que por la corrupción, por la corrupcioncilla. Más que por la Gurtel por la Gurtelcilla. Más que por las grandes tramas de corrupción, por los clientelismos y amiguismos a pequeña escala. Pero claro, no hablamos de una ciudad grande ni que mueva presupuestos faraónicos (aunque algunas de las obras que se propusieron y se quedaron a medias sí que lo sean). Si se le pregunta a cualquier zamorano qué ha hecho la administración popular durante los últimos cuatro años, es muy probable que ninguno sepa nombrar ningún proyecto que no sea un pufo manifiesto o que directamente no haya podido llevarse a cabo por alguna irregularidad.

Pero nada de esto ha llevado a Guarido a la alcaldía. El inmovilismo, el caciquismo y cuando no el fraude electoral, han sido fuertes en Zamora y siguen siéndolo. El momento era el idóneo, la crisis del PP y el PSOE a nivel nacional, sumados a la mala situación acarreada tras décadas de abandono de la ciudad por parte del partido del gobierno han ayudado. Pero si hay una cosa que ha llevado a Guarido a la alcaldía esa es sin lugar a dudas "Zamora, Tu cIUdad y provincia". Una revista escrita por ellos mismos, que resume un poco esas notas de prensa diarias que se envía a todos los medios, y con informaciones que han creído relevantes para los ciudadanos. La revista, financiada con el sueldo de los concejales del partido, se distribuye en todos los buzones de la ciudad. Bueno, o en todos en los que ciertas facciones de la derecha zamorana todavía no se han organizado para sacarla de los buzones. Su hito no es haber llegado a 83 números desde que empezó a publicarse (ya quisieran muchas publicacones informativas profesionales y muchas de las otras iniciativas gratuitas que en algún momento han intentado publicarse en la ciudad). Su verdadera fuerza es plantear alternativas. No solo Izquierda Unida descubre pufos (en Zamora si tienen más de 8 años los llamamos "antonios" en honor a nuestro antiguo alcalde, artífice de muchos de ellos) y malas gestiones, también propone alternativas a los mismos. Pero no alternativas locas y utópicas, alternativas viables. ¿Para qué construir nuevos edificios cuando puede hacerse un listado de los de titularidad pública disponibles para el mismo uso? ¿Por qué invertir en planes y proyectos externos para revitalizar barrios cuando las asociaciones de vecinos de los mismos llevan lustros con propuestas estancadas y olvidadas por la administración? ¿Por qué decir que se congelan los sueldos cuando puede hacerse un portal público en el que se publiquen los presupuestos completos del ayuntamiento para que cualquier ciudadano pueda consultarlos libremente? Guarido afirma leerse todos los papeles, y luego los desgrana y se los explica a los ciudadanos, y por eso estos le han dado su respaldo para que sea alcalde. Muchos no sabríamos cómo funcionan los contratos, las concejalías, los servicios públicos, o cuál es el estado de parques, calles, carreteras, polígonos industriales o incluso la olvidadísima y formidable red de caminos rústicos que rodea la ciudad, si no fuera por él y por su partido. Y el PP jamás se ha molestado en llevar esa pedagogía a los ciudadanos, ni siquiera para intentar ponerse medallas cuando han hecho algo bien. Porque no hay medallas que ponerse.

Ahora queda una cosa por ver. No se trata de si van a cumplir "todo lo que dicen en su revista" que parece ser la frase que más se repite entre ciertos vecinos de los barrios del centro. Lo que falta por ver es cuál será el destino de la publicación que más importante ha sido para la historia de la política en Zamora en los últimos veinte años. Esperemos que siga existiendo, que siga informando de fallos y errores, aunque sean propios. Que siga practicando la pedagogía ciudadana, y que no se convierta en un instrumento propagandístico y de autobombo del nuevo ayuntamiento. El PP sigue en la diputación, en el ayuntamiento de muchos pueblos de la provincia, y en el gobierno de la comunidad, y ahi es donde IU Zamora tiene que seguir siendo la oposición que nos merecemos. Aquí aprovecharía para hacer un llamamiento a una oposición responsable y bien articulada al Partido Popular de Clara San Damián... Pero he preferido ser realista y consciente de que gente que no demanda a su presidente provincial que dimita tras estar imputado por delito societario, le permiten volver a presentarse como cabeza de lista en una alcaldía y le hacen Presidente de la Diputación, solamente van a estar ahi para calentar la silla y quejarse de cosas que no hicieron cuando podían.

Los pocos momentos no vergonzosos de la gestión del Partido Popular han tenido lugar cuando la ciudadanía ha mostrado su rechazo o descontento hacia planes (como el Plan de urbanismo que Rosa Valdeón enseñaba en secreto a ciertos empresarios de su confianza en su despacho) que se hicieron públicos y que gracias a la presión de Izquierda Unida decidieron cambiar. Y ojalá hubieran sido muchas más las ocasiones en que esto sucediese. Quizá la deuda zamorana no sería tan impresionante, y quizá los zamoranos no habríamos tenido que sufrir en nuestra cara los engaños de la antigua alcaldesa cuando nos intentó convencer, por ejemplo, de que los conejos se habían comido todos los árboles que se habían plantado con la inversión de la comunidad europea (dinero que hubo que devolver y se sumó a la deuda pública que pagamos entre todos).

Es posible que esto sea una nueva era de apertura y transparencia para Zamora. Parece que se acabaron los caciquismos y los dedazos. Y es posible que algún periódico o algún medio que antes tenía miedo de sacar según qué tipo de informaciones o de dedicarles el espacio que les correspondía, ahora pueda hacerlo con cierta libertad y sin miedo a represalias por parte del ayuntamiento. Incluso de aquí a unos años podrían revisarse las posibles licencias de frecuencias locales, que quizá podrían dar lugar a alguna televisión o radio de titularidad pública que informase, educase y entreteniese a los zamoranos, como las deficientes opciones actuales son incapaces de hacer. Con un poco de suerte el nuevo equipo de gobierno pondrá en marcha una nueva política de recortes para ajustar el presupuest que recortará donde hay que recortar y no donde afectan aun más a los bolsillos de los zamoranos que lo estan pasando mal. Racionalización, municipalización, devolverle el poder a los ciudadanos, a los barrios, a los vecinos... El ayuntamiento de Zamora ha de ser de los zamoranos, y no del PP. Zamoranos somos todos, tanto los 10420 que les han votado, como los 22279 que no.
http://misputosgifs.tumblr.com/post/119850456059/clara-san-damian-te-odia
Clara San Damián, la futura lideresa de la oposición, dándose cuenta de que no va a gobernar.
 Alberto Garzón tiene mucho que aprender de Francisco Guardio. Aunque él desde su humildad asegura que no tiene nada que aconsejar,  que él no es quién para darle lecciones a nadie, solo un ciudadano preocupado que desde su postura ideológica ha intentado que su ciudad sea mejor. 
Izquierda Unida de Zamora ha ganado llevando en las listas a un octogenario que milita en el PCE desde 1945 (Amable García, el candidato a concejal con el nombre más molón que ha pasado por Zamora en mucho tiempo). Para Francisco Guarido, las siglas de Izquierda Unida no son una vergüenza como parecen serlo para muchos a nivel nacional. Él entiende la necesidad de las candidaturas de confluencia popular en muchos lugares de España, pero no en Zamora, donde su partido ha hecho un trabajo excelente. No renuncian a sus siglas, y no renuncian a su ideología ni a esos valores de la izquierda que tanto defiende Garzón en la prensa nacional. Y lo más importante, va a poder ponerlo en práctica. Pero él lo sabe, gran parte de su voto es prestado, y lo tuvo este domingo únicamente como prueba. Muchos de los que le votaron votaban antes al Partido Popular, y probablemente este sea un caso excepcional en toda España. Es gente que le retirará el voto para siempre si no lo hace bien, y él es consciente.
¿Hay que tenerle miedo a Podemos? ¿Es que acaso le come terreno a Izquierda Unida? ¿Cómo? Si en la ciudad donde vive el padre de Pablo Iglesias, donde intelectuales tan respetados como Braulio Llamero se han puesto al frente del proyecto de Podemos en la provincida, donde el propio Pablo Iglesias celebró su único acto de campaña en toda la comunidad autónoma, gana Izquierda Unida. La confluencia es posible para IU, y otro tipo de confluencia, que incluya a todos, que no olvide sus siglas y su ideología. Lo primero que tendría que haber hecho Alberto Garzón la noche del 24 M debería haber sido llamar a Paco y preguntarle "¿Cómo lo has hecho?". Hay una lección que aprender. Quizá no de cercanía, pero sí de la pedagogía que ha sido capaz de hacer el equipo de Izquierda Unida de Zamora hacia los ciudadanos. No hay que hacer un diagnóstico de la situación, hay que explicar lo que pasa. No hay que decir que uno es la alternativa, hay que proponer alternativas que cualquiera pueda entender que sean mejores a lo que hay ahora y explicarlas a la ciudadanía. Y no hay que trabajar para unas elecciones, hay que trabajar para los ciudadanos. Durante 16 años, hasta que se pueda gobernar si es necesario. O durante el tiempo que haga falta. Trabajar para los ciudadanos es una carrera de fondo, eso es lo que tiene que entender y aprender de Zamora la nueva dirección federal de Izquierda Unida.

¿Qué le depara el futuro a Guarido y a Izquierda Unida de Zamora dentro de 4 años? Pues a mí me encantaría que Paco lo dejase. No porque no lo haya hecho bien, me parece que su trabajo ha sido ejemplar, y no tengo ninguna duda de que seguirá siéndolo. Pero creo que debería irse dando ejemplo. Casi un cuarto de siglo trabajando por los zamoranos ya está bien. Seguro que habrá alguien dispuesto a relevarle que merezca el apoyo y la confianza de los zamoranos. Quizá Laura. Tener una mujer honrada como alcaldesa por primera vez en la historia de Zamora sería magnífico. Que Guarido vuelva a su profesión, a esa plaza de ordenanza que lleva tanto tiempo colgada, y que se vaya con la satisfacción del deber cumplido, que ahi estaremos los zamoranos para agradecérselo. Que nos llene de orgullo a todos los zamoranos ver que se puede pasar de alcalde a ciudadano de a pie. Aunque seguramente para entonces una desastrada y agónica Izquierda Unida desde la dirección federal intente imponerle una plaza de diputado por Zamora, que quizá él sí podría conseguir por primera vez para su partido. Pero esperemos que no sea así, que Izquierda Unida de Zamora rejuvenezca, y que su gestión consiga implicar a todos los zamoranos en la política de nuestra ciudad. Que sigamos siendo esa pequeña excepción en este país caótico y cambiante que demuestre que otra forma de hacer las cosas es posible.

Sea como sea, Guarido nos ha devuelto la ilusión a los zamoranos. Izquierda Unida nos ha demostrado que otra política es posible. Estos días estamos muy orgullosos de ser zamoranos.



Pequeña postilla:
No todo es bueno y alegría en el programa de Izquierda Unida de Zamora. Alguna cosa chirría, como por ejemplo esa defensa de la agricultura ecológica y ese odio a los transgénicos, probablemente herencia del tradicional alineamiento de la izquierda española con Los Verdes y otros grupos ecologistas. Y es que yo soy más de la opinión de que ecología sí, ecologismo ya menos. El partido que ha llevado la pedagogía política y social a los zamoranos, también necesita una pequeña lección de pedagogía científica y agricultura productiva, que quizá leyendo a gente como J. M. Mulet podría solventarse. Si bien estoy muy a favor del comercio justo y la agricultura de cercanía (¿quién no quiere comerse un tomate en el punto perfecto de maduración para que su sabor sea mejor que el que encontramos en el supermercado?) con cadenas de distribución más cortas que no repercutan en tanto gasto para los consumidores. Pero también soy partidario de que lo mejor para el medio ambiente y para nuestros atricultores es una agricultura más productiva y más segura, y no prácticas menos productivas y al fin y al cabo, no más beneficiosas para el medio ambiente como lo es la agricultura ecológica. También espero que aunque se trate de productos ecológicos, el ayuntamiento de Zamora procure asegurarse de que los alimentos que se vendan en los nuevos puestos garantizados para este tipo de producción agrícola en el mercado y diversas ferias agroalimentarias de la ciudad pasen todos los controles de seguridad alimenticia necesarios y no haya dejadez por tratarse de alimentos "más naturales".

sábado, 25 de abril de 2015

Este no es mi Joker que me lo han cambiao.



Una vez más vuelve este blog con uno de esos posts que no es un post en realidad, si no una recopilación de bilis twittera que he soltado en mi cuenta de twitter y que alguien ha pedido que recopile para comodidad lectora y para que no se pierda en las infiniteces de Internet. Esta vez son básicamente mis reacciones sobre la primera imagen del nuevo Joker de Jared Leto para la película de Suicide Squad.Vamos a ello. 

Por si alguien no sabe de qué estoy hablando, aquí está la imagen promocional del Joker que se ha publicado.
Ay mierda, fallo mío, me he equivocado, esta no era. Era una que se supone que es una especie de homenaje a un dibujo de Brian Bolland, esperad que publico la buena que la tengo por aquí:

¿Cómo? ¿Que esta tampoco es? Ah, no, perdón. Esas son unas fotos que se ha hecho el cosplayer Anthony Misiano, el Joker de Leto es este:
¡Aaaaah! ¡Pero si ese tío lo ha hecho en su casa con dos duros y sin un equipo de producción!
Ahora ya podemos empezar. 
El problema no es que el Joker sea una versión alternativa y marginal como lo fueron el de Nicholson o el de Ledger.No tengo problema con eso. Me dan igual los tatuajes o los dientes de traficante sudamericano. A mí todo eso me parece bien. El problema no es que Jared Leto haga un Joker distinto. Es que nunca han hecho un Joker normal y bien. Estaba la versión alternativa del gangster de barrio de Nicholson, la versión alternativa del punki anarquista de Ledger y la versión alternativa de integrante de Die Antwoord de Jared Leto… ¿pero no echáis en falta la versión clásica y canónica? No sé yo no me pondría a experimentar a lo loco habiéndolo hecho mal todas las veces desde César Romero. Ya sé que Anthony Misiano no es un actor, es un cosplayer, y ningún estudio se atrevería a contratarlo para algo tan importante. Pero para mi el Joker perfecto sería Anthony Misiano con la voz de Mark Hamill. Y claro, aquí está mi problema. Si este tío puede hacer en su casa un Joker tan bien hecho, ¿cómo le cuesta a un estudio tanto dar en el clavo?
Por cierto, el Joker (desde mi interpretación personal) no tiene que ser un psicópata a primera vista. Es más, tiene que ser encantador. Sabes que es un puto asesino psicópata que se divierte lanzando bebés desde un quinto piso para dibujar una sonrisa con sus cadáveres ensangrentados en el suelo, pero aun así si te pide algo, dudas... porque... joder, qué tío más majo. Qué graciosete. Y qué guapo sería... ¿o lo es?
"El bigote se lo va a afeitar tu padre. Me lo pintas de blanco y a correr."
 Y el de Leto, pues meh. Tú lo ves por la calle y sales corriendo por las pintas que tiene. Pero no porque te acojone porque sabes de lo que es capaz. Joker acojona por lo que hace y cómo lo hace, no por cómo es. Su estética te da miedo a posteriori, no a priori. Elegancia, otra característica que le sumaría al Joker junto con carisma y belleza (y gracia, pero esta debería ser obvia, ¿no?). No sé, por eso para mí Ledger fue muy fallido como diseño. ¿Para qué quiero un mendigo pintao de Joker pudiendo tener a un señor elegante? Pues eso, que un Joker cani y no un Joker gentleman... a mí no me hace tilín. Pero claro, si quieren un Will Smith, una Margot Robbie de Harley Choni y tal, pues supongo que pega, pero para mí es un enfoque equivocado. Al fin y al cabo estamos en el universo del Superman asesino con cota de mallas gris. Que sí, que pueden hacer lo que quieran, que es su personaje. Y que todas las versiones del Joker son válidas. ¿Pero si hubieran cogido la de Scott Snyder y Greg Capullo estaríamos teniendo esta discusión o diríamos que han ido a lo fácil y que se les ha ido de las manos? A mí no me parece la mejor forma de construir un universo empezar por ahí, igual que no me lo parecería empezar por este otro Joker.
¡No uséis crema hidratante del deliplus!
Por cierto, no me sirve la falacia Joker-Nolan para justificar este Joker ni me sirve para justificar el Batman de Batman vs Superman Dawn of Justice. Me explico, la falacia del Joker-Nolan es esa que hace que los personajes actúen como si tuviesen veinte años de historia en su primer encuentro. Ocurrió con el Joker de Nolan que conocía a Batman como si lo hubiera parido en lugar de desarrollar una relación con él. En el trailer de superman vs Batman Dawn of Justice vemos una escena cogida del DKR de Millar en la que Batman y Superman se enfrentan. El problema es que esta escena ya se basaba en una versión alternativa en la que ambos personajes eran ancianos seniles que habían sido amigos toda su vida y se dan cuenta de que cada uno representa una idea política distinta (sí, el DKR de Miller va de política americana, y si entendiste otra cosa, es problema tuyo). En este caso Superman representa el Big Government americano, el Gran Estado opresor que viene a quitarte tus impuestos para hacer carreteras y hospitales… mientras que Batman representa el ideal libertario, objetivista e individualista, que se guarda su dinero y se hace la carretera que quiere y paga a su médico privado porque puede (porque si eres pobre no puedes ser libertario). El problema es que si sacas esta escena de contexto, no funciona. Si no hay esta lucha de ideales políticos se te queda en una versión descafeinada. Lo mismo pasa con el Joker de Morrison (en el que en parte se basa este de Leto, al menos visualmente). El Joker de Morrison se vuelve un cani chungo porque a) no se sabe si es el Joker original b) acaba de resucitar c) lleva 30 años siendo el Joker y quiere cambiar porque le apetece. El Joker de leto, pues no tengo ni idea, pero no me sirve justificarlo mencionando cómics que en esta historia solo funcionarían sacándolos de contexto y retorciéndolos como el Joker de Nolan.
"¡Tú representas el establishment y un status quo podrido!" "¡Y tú el protofascismo rancio y las ideas de Ayn Rand!"
Lo hacía mucho el Joker de Ledger, ¿pero de qué sirve coger frases tal cual de la Broma Asesina y Amor Loco y meterlas en otro contexto para justificar al personaje? En ambos casos las frases funcionaban en la obra original porque eran fruto de la relación entre dos personajes que duraba décadas. No puedes llegar a la conclusión de que Batman y el Joker son más parecidos que distintos en el primer encuentro, eso son años de análisis. Es una trampa y una falacia narrativa. Quieres utilizar algo que te parece guay y para eso te cargas todo el bagaje que lo produce. Y claro, evidentemente no funciona. El Joker le dice a Batman que sabe que no mata, cuando es imposible que lo sepa, es más, probablemente el Joker lo único que sabe es que Batman MATA, como cree mucha gente. Y claro, si haces eso pasa lo que pasa. 
¿De qué se iban a reir estos dos así si se conocieron ayer? ¿Estamos tontos?

Algo parecido le ocurría al discursito del Jor-El de Russel Crowe en Man of Steel sacado de All Star Superman. ¿De qué sirve que le diga a su hijo que los humanos se reunirán con él en el Sol si Superman no tiene una apoteosis a dios solar? ¿Si de verdad no se hace una casita en el sol en la que se reúne con los humanos del futuro A SANTO DE QUÉ LE DICE ESO? Si algo tiene el Superman de Morrison es que es hiperliteral. Cuando dice que se va a convertir en un dios y vivir milenios, es cierto.
No, majos, no. Esto no representa "la muerte" de Superman. Es Superman haciéndose una casita de verano en el Sol. 
Para luego 80.000 años despues volver convertido en el Superman dorado del futuro de 1.000.000.
Es el problema de coger cosas tal cual, sacarlas de contexto y dejarlas tal cual en lugar de adaptarlas. Y a mí este Joker me atufa un poco a eso. Pero es mi opinión, al que le guste, pues bien por él. Yo seguiré esperando un buen Joker. Yo no tengo problemas. Esto me da un poco igual (un poco, si no me importase algo no habría escrito esto). 

Pero yo ya tengo el Arrowverso y soy muy feliz con él. No quiero a Jared Leto de Joker teniendo Arthur Darvill de Rip Hunter. 

¿HOLA? 

¿ARTHUR DARVILL VA A SER RIP HUNTER? 
Que hostias hacemos hablando del Joker.

miércoles, 11 de febrero de 2015

MENOS FRIKIS Y MÁS CHICHIS



 "Menos frikis y más chichis" es una consigna reivindicativa acuñada por @Azaburk que viene muy al pelo en este caso.
El siguiente post es una recopilación de varios twits que publiqué esta tarde en mi cuenta para despotricar sobre algunos de los comentarios aparecidos en este post de Zona Negativa sobre la noticia de la nueva serie protagonizada únicamente por mujeres que prepara Marvel. Se recomienda leerlos, aunque es entendible si alguien es reacio a hacerlo por el posible derrame cerebral que pueda ocasionar, pero viene bien para entender la cadena de twits, porque empieza un poco in media res.

No voy a entrar en tumblr (porque tengo sentido común) pero algo me dice que si lo hiciera encontraría comentarios de mujeres sobre la nueva "Coño-serie" de Marvel que desmontarían todas las machiteorías de los comentarios del post de Zona Negativa. Ese visceral "las niñas no leen comics de superhéroes". Alguien no se ha paseado por un Salón del Cómic en más de una década. O por Internet. Coñoseries me parece un término fascinante y reapropiable. Eso sí, que fuercen las coñoseries "es un horror. Pero que haya un 95% de pollaseries está muy bien.

Uno incluso se pone a defender los 4F de Byrne como ejemplo de mujer bien representada en el cómic de superhéroes como si estuviéramos en 1987 o algo así. Claro, la última oleada de chicas que leen cómics, ven pelis y hacen cosplay de superhéroes lo hacen porque Sue Storm se cortó el pelo. No por Kelly Sue de Connick o Amanda Conner. No. Por Byrne y su feminismo. Tócate los cojones.
Me fascina en los comentarios de ZN la sorpresa porque no haya ni un solo hombre en la formación del grupo.

Las mujeres segregan a los hombres.

Hay uno que hasta dice algo así como "¿y si necesitan a un superhéroe hombre porque tiene ciertas habilidades que ellas no?" Es la versión comiquerasuperheroica de "¿y si necesita abrir un tarro o colgar un cuadro? Hay cosas que solo puede hacer un hombre. Imaginaos ese razonamiento: "¿Por qué Wonder Woman no llama a Superman siempre que se enfrenta a un supervillano? Si él podría vencerlo" Y, mientras tanto, que Wonder Woman se vaya a la fortaleza de la soledad a plancharle unos calzoncillos y le tenga una cerveza lista a la vuelta.
¿Y ni un solo hombre pasaba por allí? Qué despropósito. Y ni estaban haciendo una tarde de chicas para hablar sobre tener la regla.
"¿Es que de verdad van a ser capaces de hacer algo sin tener un solo hombre? Eso no es realista" Parece que quieren insinuar. Debe de ser porque les faltan referentes de grupos de mujeres que hagan cosas en el mundo real. Parece que la idea de que un grupo de mujeres pueda ser independiente y salvar el mundo sin ayuda de hombres les aterra. A ver si luego me deja mi novia porque ya no me necesita, parece que gritan algunos.
De repente les preocupa el realismo porque en el mundo real no hay grupos (según ellos) formados únicamente por mujeres.
Esto para hacer comics de señores con capa que vuelan. Todo muy realista sí señor.
Qué ideas intentan imponer a nuestras mujeres esos feministas radicales de Marvel. Que pueden hacer cosas aunque no sean hombres. ¡Y sin pedirnos permiso! Ni hacer que las lidere un hombre. Es que como las mujeres no leen cómics deberían seguir siendo nuestro reducto de machimonguerismo porque nosotros no compramos maquillaje.
Por cierto, lo del maquillaje lo ha dicho un comentarista de verdad.

Sí, la fecha de este comentario está bien. Pone 2015, no siglo XV.
Hay uno que dice que las mujeres no quieren leer cómics protagonizados por superheroínas y que esos se los terminan comprando solo tíos. Claro las mujeres no quieren leer otro cómic de mujeres fuertes e independientes, lo que quieren es una buena polla. No te jode. Lois y Clark las nuevas aventuras de Superman no triunfo entre el público femenino por la representación de Lois Lane, su protagonismo en la serie e incluso el título. No, es porque Superman le daba mandanga de la buena y la rescataba de problemas, porque, ¿qué hacia una mujer persiguiendo malhechores fuera de la cocina?
Quizá el cómic de superhéroes que tanto les gusta no estaría tan mal si hubiesen pensado antes en el público femenino con series como esta. Quizá a las mujeres sí les gustan los superhéroes e incluso las superheroínas. Igual lo que les echa para atrás es abrir un comic de la JLA y ver que es la liga de nabos de América. O que cuando encuentran un cómic de supers que les gusta y se intentan acercar a su fandom se encuentran gente como estos comentaristas de ZN. Y ¿quién podría culparlas por no querer volver a acercarse al género ni con un palo después de eso?
Los cómics de superhéroes son una fantasía de poder adolescente mezclada con culebrón. No tiene más. Y eso es universal, no masculino. Los superhéroes van de vencer al matón del instituto, y de alguna forma convertirse en él. De que se te reconozca por lo que vales. Para identificarte con eso da igual tu sexo, digo yo.
Qué bonito sería el género si en lugar de cómics de superhéroes lo llamásemos cómics de superheroínas.